Resurgimiento de virus está matando a especies marinas en el Ártico

Escrito por

El cambio climático ha generado terribles consecuencias en el planeta para los seres vivos y ahora, con el resurgimiento de un virus que está poniendo en peligro la vida y existencia de las especies marinas del Ártico, las cosas empeoran.

Al derretirse los polos a una velocidad nunca antes vista, los animales que viven en la zona norte del mundo deben migrar para tratar de sobrevivir, lo que provoca que entren en contacto con especies subárticas.

De este encuentro se produce como resultado el moquillo Phocine, un virus mortal para los animales y que ha tenido catastróficas apariciones en 1988, 2002 y 2004.

La primera vez que se detectó el PDV (por sus siglas en inglés) afectó a focas marinas y después a nutrias, siendo el contagio entre especies lo que ha hecho que los científicos adjudiquen la epidemia al derretimiento del hielo.

La salud animal, la salud humana y la salud ambiental están muy vinculadas, si una se deteriora, el resto también”

… mencionó Tracey Goldstein, directora asociada del One Health Institute de la Facultad de Medicina Veterinaria de UC Davis a CNN.

Los investigadores se dieron a la tarea de evaluar el alcance de la infección tomando muestras nasales y de sangre de 2,500 focas, leones marinos Steller y nutrias marinas del norte.

De Rusia hasta Alaska, la exposición generalizada a la infección alcanzó su mayor punto en dos ocasiones: las mismas en que se registró un récord mínimo en el nivel de presencia de hielo.

Los animales no pueden seguirle el ritmo al rápido cambio de sus ambientes y eso los hace más susceptibles a las enfermedades”

explicó Goldstein.

El PDV y su relación con las personas

Para los animales el PDV es como el sarampión, según Tracey Goldstein, pues estas enfermedades respiratorias son altamente contagiosas y se propagan a través del contacto.

Por ahora, el PDV no infecta a los seres humanos, pero en años anteriores ha impactado indirectamente en su forma de vida y economía, pues al estar enfermos los animales se alejan de las costas.

La tragedia en el Ártico

Ya que el Ártico es una zona remota de la ‘civilización’, para los científicos resulta complicado saber cuántas especies han muerto por este terrible virus.

Cuando el hielo está en su punto más bajo, estos brotes suelen regresar con mayor potencia, por lo que se ha establecido un lapso de entre cinco y diez años para cada infección.

Es posible también que este virus no tenga cura, pero lo que sí puede hacerse para contrarrestar su resurgimiento es reducir la huella de carbono en el planeta y ralentizar los estragos que esta tiene para la naturaleza.

Tacos Los Jarochos
COBAES300X250
gob SINALOA 300X250
FERRENOR300X250
Escrito por en 2 diciembre, 2019. Archivado en Altavoz a la Hora,Mas Noticias en Altavoz,Nacional. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *