Diciembre y sus posadas

Escrito por

Los Mochis, Sin.- Es diciembre y sus posadas. Sin lugar a dudas al día de hoy sigue provocando comentarios y especulaciones el cambio de formato de la que por 49 años fue la posada de los ex gobernadores y que en su edición número 50 dejó de serlo para ser solo la posada con el gobernador.

Si, la posada que organiza la familia Esquer desde hace 50 años en honor al gobernador en turno y que cuenta con todos los ex gobernadores vivos como invitados especiales, en este último convivio realizado el pasado domingo tuvo un pequeño cambio de formato.

Tal y como lo comentamos en nuestra columna del pasado martes, en esta última edición asistieron quienes están considerados como los 50 empresarios más influyentes -por su poderío económico en Sinaloa- a una comida con el gobernador Quirino Ordaz y sus principales Secretarios de Estado.

La clase política y los ex gobernadores en esta ocasión no estuvieron presentes. ¿El Motivo?. Evitar, según se dice, la presencia del ex gobernador Mario López Valdez y la del ex gobernador Francisco Labastida Ochoa.

Confirmado por más de uno de los asistentes, que cuando la Familia Esquer empezó a girar las invitaciones, se encontró con una resistencia mucho mayor a la encontrada el año pasado y muchos de los empresarios condicionaron su asistencia a la de garantizar la ausencia del ex gobernador Malova.

Finalmente se optó por el cambio de formato, se les explicó a los ex gobernadores Juan Millán y Jesús Aguilar para evitar malos entendidos, mientras que a los otros dos ex gobernadores, simple y sencillamente se les ignoró.

Pues bien, la confirmación de que el ex gobernador Malova es impresentable entre la élite empresarial de Sinaloa llegó ayer.

1.-Una vez hecho el cambio de formato de la comida de los ex gobernadores, se optó por organizar una nueva o segunda reunión. Esta comida celebrada el día de ayer fue organizada por la familia Coppel y el anfitrión fue Rubén, hermano de Enrique y Agustín.

2.-Hasta donde se comentó, a esta nueva reunión que ya tiene varios años haciéndose posterior a la que fue la de los ex gobernadores, se dio una criba y de los 50 aproximados que asistieron a la del domingo, en ésta solo asisten entre 15 o 20 empresarios.

Se podría decir que esta posada es con la élite o cúpula empresarial, o sea los 15 más influyentes por su poderío económico de Sinaloa. Aquí sí, los invitados especiales son el gobernador en turno y los ex gobernadores de Sinaloa.

Eso sí, no todos los ex gobernadores fueron invitados. Solo se giró invitación al ex gobernador Juan Millán y a Jesús Aguilar.

Los ex gobernadores Francisco Labastida Ochoa y Mario López Valdez no fueron requeridos.

3.-Así con este nuevo encuentro del sector empresarial pudiente de Sinaloa con los ex gobernadores Juan Millán y Jesús Aguilar se marca ahora si una raya en la relación de los varones del dinero con el Malovismo y en especial con el ex gobernador Mario López Valdez.

Sin lugar a dudas este tipo de sucesos, genera más material para las especulaciones y comentarios entre la clase política, pero que bien puede significar un nuevo orden y reacomodo de las fuerzas políticas en Sinaloa.

Ni modo, son los tiempos de la transición.

Así sin quitarle ni ponerle

Habrá que estar pendientes

Tacos Los Jarochos
Escrito por en 13 diciembre, 2018. Archivado en Altavoz a la Hora,Columnas,Los Mochis,pantalla Mochis,Portada,Sin Quitarle ni Ponerle. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*