*

El club de Beckham comienza a tener problemas en Miami

Escrito por

Miami, Florida.- El grupo de propietarios encabezado por David Beckham que está intentando llevar a la Major League Soccer una franquicia para Miami, Florida, presentó este miércoles el proyecto de estadio, sin embargo, han surgido algunas dudas.

La falta de estacionamiento y la pobre conexión con el transporte público han provocado quejas entre los residentes de Miami.

El estadio también dependerá de que los aficionados estén dispuestos a marchar en masa hacia el estadio, una tradición en algunos clubes de la MLS, como Seattle Sounders y Portland Timbers.

Miami Beckham United aspira a adquirir 2 mil plazas de estacionamiento fuera del recinto en el centro de Miami y ofrecer un servicio de transporte para cada juego.

Sin embargo, al parecer, Miami Beckham United está destinado a tener problemas en cada fase de su intención por convertirse en un nuevo equipo de la MLS.

El primer paso era conseguir inversionistas que pudieran aportar el recurso económico necesario para iniciar el proyecto. Después de varios intentos, finalmente se logró que Todd Boehly, copropietario de los Dodgers, participara en el proyecto.

Ahora, la traba pasa por la construcción del estadio, pues la comunidad de Miami-Dade, lugar elegido para comprar los terrenos, no parece estar interesada en la idea de tener un escenario deportivo que llene las arcas de particulares y no ayude en el crecimiento de la comunidad.

“Los que vivimos en Overtown y Spring Garden no somos tontos, no queremos un trabajo como vendedores de cervezas y hot dogs”, dijo un habitante de la zona.

La plática, que se dio a través de una videoconferencia, fue más tensa de lo esperado. A pesar de las explicaciones de los inversionistas sobre las bondades de la construcción del escenario deportivo, estas no daban tranquilidad.

“Me acabo de mudar con mi esposa e hijos para acá con la idea de iniciar una nueva vida calmada en un vecindario de mucha paz y un estadio en el que habrá juegos, música y fuegos artificiales no nos permitirá eso pues vivimos a trescientos pies del terreno”, aclaró otro residente de la zona.

Beckham y sus socios tendrán que seguir haciendo un arduo trabajo para tratar de convencer a los habitantes de Overtown, quienes prefieren “construir un parque para todos y no un estadio de fútbol para 22 jugadores”.

Escrito por en 19 Mayo, 2017. Archivado en Altavoz a la Hora,Deportes,Mas Noticias en Altavoz. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*